Nicaragüense llegó con todo y “diablito” al hotel; y se lleva 3 pantallas

Agentes ministeriales de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE), detuvieron en flagrancia a un hombre de origen nicaragüense, tras haber cometido un robo en un conocido hotel de la colonia Industrial Mexicana.

Los hechos ocurrieron cuando se reportó a los elementos investigadores que en un hotel de dicha colonia, muy cerca de Acceso Norte, se acababa de cometer un robo, por lo que de inmediato acudieron al lugar.

El recepcionista les informó que un día antes, llegó al lugar un hombre solicitando tres habitaciones a nombre de Andrés, quien además, llevaba un diablito con diversas maletas individuales tipo deportivas.

Al día siguiente, el hombre salió muy temprano del hotel, por lo que el personal de intendencia acudió a limpiar las habitaciones, dándose cuenta que las pantallas de los tres cuartos que estaban reservadas habían sido robadas, por lo que informaron de inmediato a sus superiores, quienes a su vez llamaron a las autoridades.

Los agentes ministeriales realizaron diversas entrevistas, incluyendo al conductor de un taxi en el que el imputado había salido del establecimiento, sin obtener resultados positivos.

Para dar continuidad a las investigaciones, iniciaron un recorrido en la colonia y los alrededores donde sucedieron los hechos, observando en la calle de Los Bravo a la altura de la avenida 20 de Noviembre en la zona Centro, a un hombre que jalaba un diablito, el mismo que en esos momentos fue identificado por el afectado.

Ahí descendieron de la unidad y le hicieron el alto al hombre, ante quien se identificaron como agentes de la PME, accediendo éste a que le revisaran sus pertenencias, encontrándole un estuche con puntas de desarmadores, un maletín con herramienta diversa, dos toallas de baño del hotel donde se hospedó y dos credenciales que no coincidían con sus rasgos fisiológicos.

Siendo asegurado en ese momento a quien dijo ser de nacionalidad nicaragüense  y estar de paso por esta ciudad, por lo que no tenía domicilio en la misma; de inmediato se puso a disposición del agente del Ministerio Público para que sea éste quien determine su situación legal.