Mexicana, de barrio sencillo a multimillonaria casa en China

Una sonorense fue a probar suerte a Nueva York y se sacó la lotería, pues se casó con un magnate

Deborah Valdez Hung es una sonorense de 33 años, que pasó de ser una estudiante de calificaciones mediocres a casarse con uno de los hombres más ricos del mundo, el magnate Stepen Hung. Actualmente la chica originaria de un barrio de clase media a media baja, Las Fuentes, en Hermosillo, Sonora, vive entre lujos y fiestas con las personas más ricas del mundo al lado de su esposo y es dueña de la agencia de modelos más importante de Hong Kong.

Alta y delgada (sufrió bullying en la preparatoria de la Universidad Kino, donde estudió), se fue a probar suerte como modelo sin seguir sus estudios a Nueva York, donde fue conociendo personas del mundo del modelaje hasta relacionarse con Stepen Hung, quien se dedica a los negocios y es conocido en China por sus lujos y excentricidades de automóviles, casas y vestimenta.

Actualmente vive en Hong Kong donde busca nuevos talentos para impulsar a jóvenes.

“Era una chica normal, de clase media, la colegiatura era barata… tenía calificaciones bajas, faltaba mucho a clases”, recuerda un ex compañero suyo de Hermosillo.

Ahora Deborah aparece en las portadas de las mejores revistas del mundo, al lado del jet set y empresarios millonarios.

“Siempre anda en Paris, Dubai… una ciudad o país por día”, comenta.

Su esposo es dueño de uno de los hoteles más caros del mundo en la Isla Macao donde el alojamiento llega a costar 100 mil dólares la noche.