Estos beneficios te harán desear una cerveza sin alcohol

El consumo moderado de cerveza no tiene relación con el incremento de la masa corporal.
La cerveza sin alcohol puede ser la última opción que se te ocurre cuando sales, pero su consumo moderado beneficia el funcionamiento del aparato digestivo y nivela adecuadamente la glucosa.

Un estudio realizado por el Centro de Investigación y de Estudios Avanzados del IPN hará que te lo pienses dos veces cuando tengas la opción de pedir una cerveza sin alcohol pues observó la disminución de los niveles de glucosa en ayunas y un aumento moderado en la funcionalidad de las células beta del páncreas, lugar donde se produce la insulina.

La prueba fue aplicada a 35 personas entre los 20 y 40 años, quienes consumieron diariamente durante un mes una lata de cerveza sin alcohol tipo lager acompañada de alimentos.

La investigación observó también un cambio en la diversidad de la microbiota intestinal, donde hubo abundancia de una bacteria llamada Bacteroidetes, en relación con otra conocida como Firmicutes.

Cuando existe sobrepeso u obesidad, los seres humanos presentan un desbalance entre este tipo de bacterias.

Finalmente, y lo que muchos querrán saber es que este estudio no reveló una relación entre el consumo de cerveza sin alcohol con un incremento en el índice de masa corporal (IMC). “El consumo de cerveza en forma moderada no genera aumento de grasa ventral, ni causa obesidad y tampoco aumenta la presión arterial”, precisó el líder de la investigación, Jaime García Mena.